Desde la Concejalía de Servicios Técnicos, que dirige la edil Lumi Puigcerver, se continúa trabajando en mejorar la imagen de la emblemática plaza del Convent. Esta mañana se ha comenzado una actuación para eliminar los desniveles de los alcorques e igualar su superficie con la del pavimento para evitar así que las personas tropiecen.

 

Se trata de una medida que mejorará la movilidad y accesibilidad de este espacio público al eliminar barreras arquitectónicas.

 

Asimismo, la actuación se realizará con un hormigón drenante que hará que se consuma menos agua en el riego de los árboles y evitará posibles filtraciones. Igualmente, a través de este material se mejorará y facilitará la limpieza de los alcorques, su aspecto decorativo, impedirá la acumulación de residuos y el crecimiento de malas hierbas y al ajustarse al tronco del árbol no impedirá su normal desarrollo.

Pin It on Pinterest

Share This